Eliminar las Plagas en los cultivos

Home Tienda
Home Tienda

Eliminar las Plagas en los cultivos

Eliminar las plagas en la Marihuana

¬ŅC√≥mo pueden los agricultores proteger sus plantas de cannabis de las plagas?

Los cultivadores de cannabis a menudo tienen que enfrentarse a una serie de factores exteriores que da√Īan sus cultivos, as√≠ que ¬Ņc√≥mo pueden proteger sus plantas de las plagas?

Los problemas que pueden afectar a las plantas de cannabis incluyen cuestiones como el clima ambiental y los fenómenos meteorológicos agudos, la calidad del suelo, los insectos y otras plagas, que pueden consumir y contaminar el cultivo, como los ácaros, los pulgones, las moscas, los gusanos, los hongos, el moho y los patógenos, e incluso algunos mamíferos oportunistas, como los roedores y los ciervos.

Entonces, ¬ŅC√≥mo pueden los cultivadores de cannabis proteger sus cultivos de las plagas?

Parafernalia de Marihuana
Zapatillas de Marihuana
Zapatillas Marihuana
Parafernalia de Marihuana
Gorras de Marihuana de Marihuana
Gorra de Marihuana
Parafernalia de Marihuana
Grinders de Marihuana
Grinder de Marihuana

Beneficios e inconvenientes de las principales técnicas de control de plagas para el cultivo de cannabis.

Insecticidas químicos

Los tratamientos químicos son, aparentemente, la forma más rápida y eficaz de proteger un valioso cultivo de cannabis de las plagas destructivas, actuando con rapidez y decisión para destruir y disuadir a los intrusos.

Sin embargo, como ocurre con cualquier otro producto agroalimentario, el cannabis que se produce con la ayuda de plaguicidas debe limpiarse a fondo antes de su venta para proteger al consumidor de cualquier toxicidad residual.

El riesgo de residuos de plaguicidas es especialmente acuciante en la producción de cannabis porque, aunque varios plaguicidas químicos han sido aprobados nominalmente para su uso en plantas comestibles, muchos consumidores de cannabis prefieren fumar su producto, y la quema e inhalación de productos químicos residuales de los plaguicidas puede ser sustancialmente más perjudicial para la salud del consumidor.

La diferente legalidad del cannabis en todo el mundo es otro factor clave que afecta a la seguridad del uso de plaguicidas qu√≠micos, por dos razones principales: en primer lugar, en los estados y regiones donde el cultivo o el consumo de cannabis no es legal, su condici√≥n de il√≠cito act√ļa como una barrera para la investigaci√≥n exhaustiva.

Si la ley no permite a los científicos estudiar los efectos potenciales y los riesgos de toxicidad de los productos químicos que se utilizan para tratar el cannabis, incluso una vez legalizada la droga, la consiguiente falta de una base de pruebas fiable significa que los cultivadores y productores no están mejor informados sobre cómo proteger a sus clientes.

La falta de supervisión ocasionada por la regulación de la investigación de mano dura conduce a su vez al segundo problema de seguridad: sin datos ni orientación suficientes para determinar qué métodos de control de plagas son los más seguros, los cultivadores suelen optar por el tratamiento químico más fuerte o más barato disponible.

Algunos de estos plaguicidas de base qu√≠mica no est√°n indicados para su uso en alimentos o bienes de consumo; algunos son potencialmente t√≥xicos o cancer√≠genos. La falta de educaci√≥n y concienciaci√≥n que prevalece, combinada con medidas equivocadas de reducci√≥n de costes, hace que algunos de los plaguicidas utilizados en ciertas operaciones de cultivo de cannabis est√©n dise√Īados √ļnicamente para su uso en plantas ornamentales.

En los casos en los que el cultivo de cannabis est√° sujeto a una prohibici√≥n o a una licencia estricta para los cultivadores de exterior, los cultivadores de interior suelen encontrarse con que el clima y la humedad ambiental de las operaciones de interior act√ļan como un caldo de cultivo para los insectos y los hongos. Sin embargo, cuando los cultivadores de interior responden a una infestaci√≥n mediante el despliegue de mayores cantidades de tratamientos qu√≠micos, pueden descubrir que el espacio cerrado contribuye a que queden excesivos residuos en las plantas despu√©s de la cosecha.

Insecticidas org√°nicos

Los insecticidas naturales derivados de compuestos org√°nicos o extractos de plantas conllevan un menor riesgo general de da√Īo para el consumidor final – aunque, como muchos tratamientos de plaguicidas naturales y org√°nicos siguen siendo t√≥xicos para los seres humanos, se debe tener mucho cuidado para eliminar cualquier residuo del producto final y los agricultores deben tomar las medidas de protecci√≥n adecuadas para asegurarse de que no consumen inadvertidamente restos del tratamiento.

Los plaguicidas arraigados en la naturaleza son

Las piretinas, cuyo ingrediente activo se extrae de los crisantemos. El aceite de crisantemo se ha utilizado en la horticultura durante siglos como disuasor natural de plagas, ya que tiene una toxicidad relativamente baja cuando es consumido por los seres humanos;

La azadiractina, un componente activo muy popular en los pesticidas naturales y org√°nicos, que se deriva del aceite de neem. La azadiractina detiene la capacidad de crecimiento y muda de los insectos plaga e impide que pongan huevos.

El tratamiento de los cultivos de cannabis con aceites vegetales individuales o mezclados para destruir o disuadir a las plagas puede reforzar la ¬ęintegridad org√°nica¬Ľ del producto y es posiblemente el m√©todo que menos perjudica al consumidor.

Insectos beneficiosos

Se trata de insectos que se alimentan de las plagas agrícolas sin molestar ellos mismos a las plantas: los insectos beneficiosos no se alimentan de las plantas ni dejan residuos perjudiciales. Dependiendo de la especie, pueden centrarse en una o dos plagas específicas o en varias. Sin embargo, normalmente no pueden utilizarse para solucionar problemas derivados de mohos u hongos, y no son eficaces para disuadir a los roedores u otros mamíferos.

Las mariquitas son posiblemente los insectos beneficiosos más utilizados en la producción de cannabis: además de prosperar en una variedad de climas, estos insectos carnívoros pueden comer miles de pulgones, ácaros, trips y otros insectos plaga a lo largo de su vida.

Los nematodos depredadores, que viven principalmente en el suelo, son especialmente eficaces a la hora de consumir los huevos o las larvas de diversos insectos plaga. Los √°caros depredadores, que se alimentan de ara√Īas rojas, se consideran excepcionalmente eficaces para eliminar las infestaciones de ara√Īas rojas, sobre todo en las primeras fases de un brote.